Cómo elegir y usar las sillas de coche infantiles

Es muy importante el uso de las sillas de coche para niños.

 

Recopilamos las normas básicas para proteger a los niños en los trayectos en coche. Nuestros brazos no sirven de cinturones de seguridad. En caso de frenazo o accidente, si el adulto llevara puesto el cinturón de seguridad, el niño saldría proyectado contra el salpicadero o el parabrisas. Si el adulto no llevara puesto su cinturón de seguridad, aplastaría al niño con una fuerza superior a los 1.000 kg.

 

Las datos son muy claros en cuanto a la gravedad del asunto: los accidentes de tráfico constituyen en España la principal causa externa de muerte infantil. Además, a menudo las secuelas o la discapacidad marcan a muchos niños heridos en accidentes de este tipo, significativamente y a lo largo de toda su vida. La mayor parte de los accidentes de circulación suceden cerca del domicilio, por lo que siempre hay que utilizar los sistemas de retención infantil o las sillas de coche, también en trayectos cortos. Una colisión a sólo 50 km/h puede resultar mortal para un niño si no se usa el asiento de seguridad.

 

¿Qué dice la ley?

  • Asientos delanteros: Queda prohibido circular con menores de 12 años situados en los asientos delanteros del vehículo, salvo que utilicen dispositivos homologados al efecto. Excepcionalmente, cuando su estatura sea igual o superior a 135 centímetros, los menores de doce años podrán utilizar como tal dispositivo el propio cinturón de seguridad para adultos.
  • Asientos traseros: Los niños cuya estatura no alcance los 135 centímetros, deberán utilizar obligatoriamente un dispositivo de retención homologado adaptado a su talla y a su peso.
  • Uso del airbag: Los niños no podrán utilizar un dispositivo de retención orientado hacia atrás instalado en un asiento de pasajero protegido con un airbag frontal, a menos que haya sido desactivado.
  • En taxi: Se exime de la obligación de utilizar dispositivos de retención homologados o sillas de coche a las personas cuya estatura sea inferior a los 135 centímetros cuando viajen en taxi, pero siempre que ocupen un asiento distinto del delantero y sólo cuando circulen en tráfico urbano o áreas urbanas de grandes ciudades.

 

¿Cómo elijo el sistema de retención infantil?

Como hemos visto, el uso del dispositivo de retención infantil o sillas de coche viene determinado por la altura: Es obligatorio para estaturas menores de 135 centímetros. Cuando deben utilizarlo por su altura, el tipo de asiento infantil se determina por el peso del niño:

  • Grupo 0: Menos de 10 kg
  • Grupo 0+: Menos de 13 kg
  • Grupo 1: 9 - 18 kg
  • Grupo 2: 15 - 25 kg
  • Grupo 3: 22 - 36 kg

 

El asiento debe estar siempre homologado, lo que garantiza que cumple con las condiciones mínimas de seguridad exigidas por los gobiernos de cada país.

 

¿Qué es el sistema ISOFIX?

Este sistema nació para simplificar la instalación de las sillas de los grupos 0 y 1, evitando utilizar los cinturones de seguridad para su anclaje. Con este sistema se reduce el riesgo de un montaje incorrecto y se garantiza una mayor seguridad. En grupos 2 y 3, el anclaje ISOFIX no es aplicable: La norma prohíbe de forma expresa la retención combinada del cinturón del automóvil y el sistema ISOFIX. La retención del niño en una silla auto ISOFIX debe realizarse por un sistema de retención integrado en la propia silla, es decir, el arnés de la silla auto.

 

Consejos para la colocación de los niños

  • Las plazas traseras y centrales, siempre que dispongan de cinturón de tres puntos, son las más seguras.
  • Si el vehículo tiene más de dos filas de asientos, conviene instalar las sillas de coche en la fila central para reducir el efecto de posibles impactos de cualquier lado.
  • Hacia atrás mejor que hacia delante: Los asientos en los que los niños viajan mirando hacia atrás son más seguros que aquellos donde viaja mirando hacia delante. Los bebés siempre hacia atrás: Si tienen menos de un año de edad y 9 kg de peso, deben viajar mirando siempre hacia atrás.
  • Ojo con el airbag: Para colocar este tipo de silla en el asiento delantero, deberá desconectar el airbag. Si no es posible su desconexión, deberá colocarla en el asiento trasero.
  • Bien sujetos: La silla debe estar firmemente sujeta y sin holguras y hay que abrochar el arnés o el cinturón al niño también sin holguras. El niño debe poder sentarse apoyando toda su espalda contra el respaldo y poder mantenerse así a lo largo de todo el viaje.
  • Mejor con reposacabezas que protejan el cuello del niño en caso de alcance trasero. En el caso de que el vehículo no tenga reposacabezas, deberá utilizarse un tipo de sillita que sí disponga de él.
  • La parte superior del cinturón debe cruzar la clavícula por su parte central a medio camino entre el hombro y el cuello, y nunca cerca de éste último.
  • La parte inferior del cinturón debe quedar por debajo del abdomen y apoyada sobre los huesos de las caderas.