Consejos para conducir con nieve o a bajas temperaturas

Aunque tenemos algo más de agarre que cuando conducimos por hielo, al conducir por nieve debemos de tener una serie de precauciones mínimas: circular con suavidad, tomar las curvas a poca velocidad y no realizar movimientos bruscos con el volante

 

La nieve causa en nuestros neumáticos un efecto similar al del barro. El neumático penetra en la parte banda para encontrar la superficie dura de debajo.

 

¿Qué hacer con los neumáticos si hay nieve en la carretera?

 

No conviene llevarlos desinflados, ya que aumentará la superficie de rodadura y no se clavarían en la nieve para tocar el asfalto. - Cuanto más ancho sea el neumático, menor será la superficie de contacto con el asfalto y peor será la adherencia.

 

Si vamos a realizar recorridos por zonas de nieve de forma habitual, conviene montar neumáticos de nieve de la misma medida que recomienda el fabricante para uso normal.

 

Las cadenas son importantes para momentos puntuales, pero es necesario saber ponerlas.

 

Si hay poca nieve, es preferible seguir el curso que hayan hecho otros coches previamente, pero cuando hay mucha, es mejor circular sobre la nieve sin pisar, mientras vigilamos los bajos del vehículo para que la nieve no se acumule y pueda causar daños graves en el coche.

 

Si nos tenemos que enfrentar a una cuesta o pendiente, debemos de tener cuidado. En las subidas, podemos intentar subir marcha atrás cuando nuestro coche sea tracción delantera. Así, el peso caerá sobre el eje frontal e irá aumentando la adherencia. En las bajadas, es mejor ir en marchas cortas y por nieve que no haya sido pisada.

 

Cuando haya mucha nieve, podemos desconectar el control de tracción y acelerar con mucha suavidad y en marchas más largas (segunda o tercera) para salir desde parado.

 

Cuidado con la niebla también: humedece el asfalto y pierde visibilidad. Con niebla, mejor aumentar la distancia de seguridad con el coche de delante y poner las luces antiniebla delanteras (recuerda que las traseras son muy molestas para los demás y debemos desconectarlas en cuanto no sean necesarias. Importante no poner las luces largas, crean un efecto rebote con la luz que no nos permite ver la carretera.