Inflado de neumáticos

LA PRESIÓN DE LOS NEUMÁTICOS

 

Cada vehículo tiene una presión de inflado, recomendada para sus neumáticos. En el uso cotidiano, la presión de neumáticos puede bajar hasta 100 gr. cada mes. Controla la presión con regularidad.

 

Ventajas de una presión correcta en los neumáticos

  • Distancia de frenado más corta
  • Resistencia al hidroplaneo (aquaplaning) más elevada
  • Menor consumo de combustible
  • Mayor duración de los neumáticos
  • Mejor comportamiento de rodadura
  • Mayor estabilidad de rodaje en curva
  • Disminución del ruido de rodadura

 

Riesgos de una presión insuficiente en los neumáticos

  • Posibilidad de reventón.
  • Mayor desgaste de la banda de rodamiento en los costados.
  • Aumento del consumo de gasolina.
  • Desgaste del flanco de su neumático.

 

Riesgos de una presión excesiva en los neumáticos

  • Mayor desgaste de la banda de rodadura en el taller.
  • Vulnerabilidad sobre una calzada deteriorada o con obstáculos.

 

CONSEJOS FEU VERT

 

  • Revisa la presión 1 vez al mes y siempre antes de un viaje con los neumáticos fríos (es decir, si no han estado en movimiento en las tres últimas horas o si han recorrido menos de 3 Km)
  • Presión del neumático = 0.3 bares superior que la presión máxima recomendada. No olvides ajustar su presión al controlar la del resto de tus neumáticos.
  • Cambia la válvula cada vez que se cambia el neumático.
  • Ten en cuenta que conducir con un neumático desinflado es un riesgo. Mide la presión con frecuencia, pero no infles las ruedas de tu vehículo más de lo debido.

 

En nuestros talleres mecánicos y autocentros Feu Vert, podrás dejar tu coche en manos expertas. Contáctanos rellenando nuestro formulario de contacto, y atenderemos tus dudas.